Cultura

Cultura|
Cinco motivos para contratar un seguro de vida
Cultura
Los seguros de vida son una extraordinaria fuente de tranquilidad. Los diferentes productos y las opciones de personalización los convierten en una alternativa cada vez más interesante para muchas personas.

El seguro de vida no solo es un producto de prevención sino también de ahorro que ofrece coberturas y prestaciones cada vez más amplias y personalizables, por lo que no es extraño que ya sea el tercero más demandado en España. El perfil medio de la persona que contrata un seguro de vida es un hombre de entre 35 y 44 años y casado. Generalmente contrata seguros de riesgo con un capital asegurado medio de 38 421 euros y una duración de menos de cuatro años, según los últimos datos de ICEA.

Seguros de vida: Un producto versátil que genera tranquilidad

  1. Subscribir una hipoteca para comprar una casa


En España, seis de cada diez viviendas se compran con una hipoteca. En esos casos, es conveniente contratar un seguro de vida ya que en caso de fallecimiento o incapacidad permanente de la persona que subscribió la hipoteca, la aseguradora se hará cargo de los pagos al banco y liberará a su pareja de una responsabilidad económica que podría ser difícil de asumir. De hecho, la mayoría de los bancos exigen un seguro de vida como garantía antes de firmar la hipoteca.

La buena noticia es que, de aprobarse el “Anteproyecto de ley reguladora de los contratos de crédito inmobiliario”, las entidades bancarias no podrán obligar a sus clientes a contratar seguros vinculados, de manera que estos podrían ahorrarse una diferencia de 700 euros en comparación con los seguros en el mercado libre ya que los productos que ofrece el banco pueden llegar a ser hasta un 300% más caros.

  1. Formar una familia


Las personas que están pensando en formar una familia también deberían contratar un seguro de vida. Criar a un niño en España sale caro: un bebé puede costar 14 266 euros durante su primer año de vida y 14 056 euros durante los dos siguientes. Como media, un hijo puede representar el desembolso de 1 183 euros al mes durante sus primeros tres años, lo cual representa el 80,78 % del salario medio mensual neto de un trabajador.

Según el estilo de vida de los padres, cuando su hijo cumpla 18 años podrían haber gastado entre 115 000 y 350 000 euros. Si a uno de los padres le sucede algo, es difícil que el otro pueda mantener ese ritmo de vida con holgura. Un seguro de vida brinda la tranquilidad de que, aunque no estén ahí para apoyarle, podrán garantizarle el capital necesario para que finalice sus estudios.

  1. Proteger el nivel de ingresos


El año pasado se produjeron 3 796 accidentes laborales graves, de los cuales 618 tuvieron consecuencias mortales. La posibilidad de sufrir un accidente en el trabajo o fuera de este que provoque una invalidez permanente o temporal existe, por lo que es inteligente proteger el nivel de ingresos.

Según las coberturas del seguro de vida, el asegurado puede recibir un adelanto del pago del capital contratado en caso de incapacidad temporal o permanente que le impida trabajar y, por tanto, afecte su salario, ya sea resultado de un accidente o una enfermedad. De hecho, algunas pólizas de vida también prevén el pago del capital si se diagnostica una enfermedad grave, como un cáncer, insuficiencia renal o accidente cerebrovascular cuando la persona tiene menos de 60 años.

  1. Asegurar la jubilación


Una de las modalidades del seguro de vida incluye un plan de jubilación con el objetivo de complementar la pensión, una posibilidad muy interesante si se tiene en cuenta que en la actualidad casi el 42 % de las pensiones por jubilación en España son inferiores al salario mínimo interprofesional.

Aunque este seguro no se desgrava como los planes de pensiones, tiene la ventaja que en el momento de recuperar el capital, solo hay que pagar impuestos por el rendimiento que las aportaciones hayan generado, de manera que el capital no se tasará tanto como ocurre con los planes de pensiones.

  1. Cubrir los gastos del entierro


Muchas personas no piensan en ello, pero en España un sepelio básico cuesta una media de 3 545 euros, si es necesario realizar una repatriación habría que añadir unos 6 000 euros adicionales. Con un seguro de vida la persona garantiza que su familia no tendrá que hacer frente a ese gasto y le quitará una preocupación adicional en un momento tan difícil.

Las aseguradoras suelen adelantar inmediatamente la cantidad acordada para cubrir estos gastos y en muchos casos también incluyen la repatriación en caso de que el fallecimiento haya ocurrido en el extranjero.

Fuentes:

(2018, mayo) Perfil del comprador de seguros de vida en 2017. En: ICEA.

(2018, febrero) Casi el 42% de las pensiones por jubilación en España son inferiores al SMI. En: El Economista.

(2018, febrero) Estadísticas Accidentes Laborales 2017 en España. En: GTG.

Zamarreño, V. M. (2018, enero) Adiós a los seguros vinculados a las hipotecas con la nueva ley. En: El Economista.

Paola, M. (2017) ¿Cuánto cuesta tener un hijo? En: La Vanguardia.

(2013) Un sepelio cuesta de media 3.545 euros. En: OCU.
Artículos relacionados
Cultura|
¿Qué seguros debería contratar un autónomo?
Cultura
¿Sabes cuáles son los seguros obligatorios para los autónomos según el tipo de actividad que realizan? ¿Qué seguros son recomendables […]
Cultura|
Así se reclama la indemnización al Consorcio de Compensación de Seguros tras una catástrofe
Cultura
En 1983, el Consorcio de Compensación de Seguros (CCS) abonó más de 829 millones de euros por las inundaciones que […]
Cultura|
¿Qué cubren los seguros para coworking?
Cultura
El coworking está ganando terreno como una alternativa para ahorrar costes y promover sinergias profesionales. Te explicamos qué coberturas deben […]